La calidad del empleo en España es un 10% inferior a la media europea, y eso se debe, en gran parte, a los riesgos laborales. Esta es la conclusión que se desprende de un estudio realizado por la revista Panorama Social (editada por Funcas) y recogido por el diario económico Cinco Días.

Como no podía ser de otra manera, nosotros nos hemos quedado altamente preocupados con los datos relacionados con los riesgos laborales, cuyo dato más alarmante está relacionado con los peligros ocupacionales -que en el estudio incluye desde la exposición a productos nocivos a RRLL ergonómicos- y que tiene la peor puntuación: mientras en Europa, la media es de 66 puntos, en España es de tan solo 57 puntos.

Rafael Muñoz de Bustillo, catedrático de la Universidad de Salamanca y uno de los propulsores de este estudio, indica que la diferencia entre la puntuación media y la de nuestro país se debe a » que la estructura productiva está menos desarrollada que en otras economías del bloque», una afirmación que no deja de ser preocupante.

La temporalidad de los contratos es otro de los factores que empeoran la calidad del empleo en nuestro país, pero es algo que no podemos entrar a valorar ya que no es nuestro campo. No obstante, de entre los dos otros factores relacionados con la inferior calidad del empleo, se encuentran calidad intrínseca del trabajo y de la duración de las jornadas, y este último aspecto sí puede afectar directamente a los riesgos laborales, ya que puede incidir en la salud mental de los trabajadores, generando hiperconexión laboral o causando problemas de salud mental por exceso de trabajo.

El estudio desvela, también, que la pandemia y las consecuencias del COVID-19 no han ayudado a mejorar esta situación. De hecho, y aunque no lo menciona (nosotros sí lo hemos hecho en diversas ocasiones en este blog), el teletrabajo ha supuesto un cambio de paradigma radical y un reto en materia de riesgos laborales que aun, hoy por hoy, dos años después del inicio de la pandemia, muchas empresas no han sabido afrontar con éxito.

¿Qué pueden hacer las empresas para mejorar la calidad del empleo?

Si uno de los principales factores relacionados con la calidad de empleo es el de los riesgos laborales, las empresas deben centrar sus esfuerzos en mejorar este aspecto, cada día más importante.

La prevención de riesgos laborales es importante para todo tipo de empresas, independientemente de su sector, tamaño o facturación.

Además, hay un aspecto relevante que aun parece no estar siempre claro: una mejor prevención de los reisgos laborales hace que los empleados se sientan más seguros y felices y, con ello, aumenta la productividad.

En este contexto, podemos afirmar que el uso de un sotware de prevención de riesgos laborales es, hoy por hoy, más necesario que nunca, porque una buena estrategia en RRLL no debe tener claro solamente cómo actuar frente a los accidentes de trabajo, sino que debe incidir en cómo evitarlos: la prevención de RRLL es siempre la mejor medicina para una empresa.